Sepa & Diario El Peso
Noviembre 2022
Inicio
Editoriales
Literatura Popular
Literatura Ilustrada
Antología
Trece Misterios
Ciencia
Ensayos
Historia
Artículos
Música
Pensamientos
Novedades

Lo Fatal

por Rubén Darío

Dichoso el árbol, que es apenas sensitivo,
y más la piedra dura porque esa ya no siente,
pues no hay dolor más grande que el dolor de ser vivo,
ni mayor pesadumbre que la vida consciente.

Ser, y no saber nada, y ser sin rumbo cierto,
y el temor de haber sido y un futuro terror…
Y el espanto seguro de estar mañana muerto,
y sufrir por la vida y por la sombra y por

lo que no conocemos y apenas sospechamos,
y la carne que tienta con sus frescos racimos,
y la tumba que aguarda con sus fúnebres ramos,

¡y no saber a dónde vamos, ni de dónde venimos!…

 

Rubén Darío: Un Poeta Modernista

[SEPA] Don Félix Rubén García Sarmiento, conocido como Rubén Darío (1869-1916) fue un gran poeta, periodista y diplomático nicaragüense fundador y máximo representante del modernismo literario de la lengua española, no en vano llamado el “Príncipe de las letras castellanas”.

Su apellido Darío se debe a una antigua tradición familiar, según él mismo lo cuenta en su autobiografía con estas palabras: “Según lo que algunos ancianos de aquella ciudad de mi infancia me han referido, uno de mis tatarabuelos tenía por nombre Darío. En la pequeña población conocíale todo el mundo por don Darío; a sus hijos e hijas, por los Daríos, las Daríos. Fue así desapareciendo el primer apellido, a punto de que mi bisabuela paterna firmaba ya Rita Darío; y ello, convertido en patronímico, llegó a adquirir valor legal; pues mi padre, que era comerciante, realizó todos sus negocios ya con el nombre de Manuel Darío [...].”

De padres separados, la niñez de Darío transcurrió en León, criado por sus tíos abuelos Félix y Bernarda, a quienes consideró en su infancia sus verdaderos padres (durante sus primeros años firmaba sus trabajos escolares como Félix Rubén Ramírez). Apenas tuvo contacto con su madre, que residía en Honduras, y con su padre, a quien llamaba “tío Manuel”. Entre sus influencias literarias tempranas figura principalmente “El Quijote” de Cervantes y “Las Mil y Una Noches”. Con 14 años proyectó publicar un primer libro, “Poesías y artículos en prosa”, que no vería la luz hasta el cincuentenario de su muerte. Poseía una superdotada memoria, gozaba de una creatividad y retentiva genial, era invitado con frecuencia a recitar poesía en reuniones sociales y actos públicos.

¿Qué dice Wikipedia?


Cantos de Vida
y Esperanza


Azul


Los Raros

Estudió en Managua donde continuó su actividad periodística, colaborando con los diarios El Ferrocarril y El Porvenir de Nicaragua y luego viajó rumbo a El Salvador, donde fue ´protegido por el Presidente Rafael Zaldívar; donde experimentó con el verso alejandrino (de 14 sílabas) típico de la poesía francesa, lo que llegó a ser su marca distintiva. Posteriormente hizo una experiencia en Chile donde logró publicar su primer libro de poemas “Abrojos” y en Valparaíso sale el libro “Azul”, libro clave de la revolución modernista, el que fue bien recibido por la prensa madrileña. Su fama naciente lo llevó a ser corresponsal del diario Argentino “La Nación” de Buenos Aires; con el que tuvo una larga relación.

En 1893 llegó a Argentina donde fue muy bien recibido por los círculos intelectuales y publicó artículos en otros diarios argentinos como La Prensa, La Tribuna y El Tiempo, por citar algunos. Por un tiempo fue Cónsul Honorario de Colombia, a pesar de ser nicaragüense (puesto que no había colombianos en Buenos Aires en aquel momento). Ese cargo luego fue suprimido por el gobierno colombiano quedando el poeta sin ingresos, pero sus amigos argentinos lograron que lo designen como secretario de Carlos Carlés, director general de Correos y Telégrafos. De su experiencia argentina surgió la posibilidad de viajar a Europa como corresponsal de “La Nación”, compromiso que cumplió de manera impecable enviando crónicas semanales que terminarían recopilándose en un libro, titulado “Crónicas y retratos literarios”, que apareció en 1901. En este libro, Darío manifestó su profunda simpatía por España y su confianza en la recuperación de la Madre Patria a pesar del estado de abatimiento en que la encontraba.

Su vida estuvo signada por viajes constantes entre América y Europa y su inestable rol diplomático sujeto a los cambios políticos de su Nicaragua natal. En una de sus estancias en París, se dedicó a preparar nuevos libros, como Canto a la Argentina, encargado por La Nación. Por entonces, su afición al alcohol le causaba frecuentes problemas de salud y crisis psicológicas, caracterizadas por momentos de exaltación mística y por una fijación obsesiva con la idea de la muerte.

Al estallar la primera guerra mundial partió hacia Estados Unidos, con la idea de defender el pacifismo para las naciones americanas. Luego llegó a la ciudad de su infancia, León, en Nicaragua el 7 de enero de 1916 y murió menos de un mes después, el 6 de febrero.

 

 

 

 

OTROS ARTÍCULOS

[SEPA] Edgar Allan Poe (1809-1849) fue un escritor estadounidense nacido en Boston, que de niño había quedado huérfanos tras la muerte de sus padres y fue adoptado por un rico comerciante  ...ir al artículo

[SEPA]  Dos jóvenes de la España ultramarima, uno nacido en Arequipa en el Virreinato del Perú y el otro en Buenos Aires en el Virreinato del Río de la Plata, estarían destinados a cruzarse en la vida ...Ir al artículo

[Artemnio Gris]Las entrañas de la Tierra han inspirado, en diferentes civilizaciones humanas leyendas, mitologías y relatos que nos cuentan sobre la existencia de inframundos ...ir al artículo

[SEPA] Por lo general, los Presupuestos de Defensa de los países más desarrollados económica y militarmente, constituyen uno de los misterios más indescifrables para las auditorías contables u otras oficinas similares de control de gastos estatales de muchos estados; por la sencilla razón ...ir al artículo

[SEPA] Los niños de la década del ’50 del siglo pasado, esperaban cada semana la salida del conocido suplemento de la revista Hora Cero llamado Hora Cero Semanal, que traía muchas historietas ...Ir al artículo

Diario El Peso - Editado por S.E.P.A. [Servicios Editoriales Periodísticos Argentinos] - República Argentina

Registro de Propiedad Intelectual I.N.P.I - Nº Ac. 2883918 (s.r.m.)

Contactos: redaccion@diarioelpeso.com - publicidad@diarioelpeso.com - suscripcion@diarioelpeso.com